Marcador de posición

Pablo: Apóstol del corazón liberado

$24.99

Código: 978-84-8267-559-6. Categorías: , . Autor: Bruce, Frederick Fyvie

ISBN: 978-84-8267-559-6

El autor de esta obra nos introduce, a través de su profundo conocimiento histórico y lingüístico, en el contexto del cristianismo del primer siglo de la mano de una de las figuras más relevantes de aquella época, el apóstol Pablo.

En esta obra se estudian las circunstancias sociorreligiosas de la Iglesia del siglo I, se analizan los movimientos históricos de la época antigua del Imperio romano y se aportan descripciones geográficas de las ciudades que visitó el apóstol Pablo.

F. F. Bruce, experto en exégesis y crítica bíblica, introduce al lector en los debates doctrinales y teológicos en torno al pensamiento de Pablo, enmarcados en una detallada descripción de la vida del apóstol –acontecimientos personales, luchas y triunfo– que facilita la comprensión del reconocido apóstol a los gentiles: el apóstol del corazón liberado.

Podemos afirmar, sin temor a equivocarnos, que tenemos en nuestras manos una excelente biografía académica, pero al mismo tiempo vitalista que, como nos indica el autor, escribe por «amore Pauli», por amor a Pablo; para poder entender ampliamente su vida y obra.

Descripción del Producto

Una de las mejores obras salidas de la pluma de F. F. Bruce, extraordinario y prolífico escritor evangélico del siglo XX, publicada en el cenit de su ministerio (1977), y en criterio de algunos su opus maxima. Probablemente por ello, también, una de sus obras más controvertidas, en tanto que algunos no acaban de captar correctamente su propósito de tender puentes entre la hermenéutica evangélica conservadora literalista y el mundo de la erudición académica y la crítica literaria e histórica. No hay base ni razón para tal debate. Bruce, que perteneció a las Asambleas de Hermanos, una de las denominaciones evangélicas más conservadoras, se mantiene en todo momento dentro de una posición de fidelidad al texto de la Escritura, admitiendo el valor histórico del libro de Hechos y abogando por un Pablo netamente judío, lejos de influencias helenísticas; lo cual no le priva de citar abiertamente la opinión de otros autores más liberales, dejando que sea el lector quién extraiga sus propias conclusiones. ¿Acaso no es ese el propósito y objetivo de un buen erudito?

De lo que sí no cabe la menor duda es de que Bruce era un apasionado de Pablo y uno de los más grandes especialistas que haya habido en la vida y pensamiento del apóstol de los gentiles. Descontando de entre sus numerosas obras las que tratan directamente la vida del apóstol, es significativo que la mayoría de sus otros escritos son comentarios a epístolas paulinas, al libro de los Hechos, o versan sobre temas relacionados con la iglesia apostólica y el mundo en que vivió Pablo. No resulta exagerado afirmar, por tanto, que su intención con el presente libro fue concentrar toda su acumulación de conocimientos sobre el tema en una sola obra de carácter singular, Pablo: apóstol del corazón liberado, un libro distinto, que por su extensión y contenido bien podría llevar en justicia, y sin miedo a pecar de ampuloso, el título de “todo sobre Pablo”.

Se trata de un trabajo meticuloso y erudito que sobrepasa con creces los límites de una biografía. Sus más de seiscientas páginas fusionan en el mismo libro un tratado de historia del mundo judío en la época greco-romano, un estudio de los usos y costumbres de la iglesia apostólica, un compendio de teología del Nuevo Testamento, un comentario al libro de los Hechos, y un análisis exhaustivo, profundo y erudito de la personalidad de Pablo y del pensamiento paulino. Todo ello estructurado alrededor de la apasionante vida y obra de ese hombre extraordinario y apóstol singular, propiamente llamado “de los gentiles”, y que el autor describe como “apóstol del corazón liberado”.

De sus treinta y ocho capítulos dedica los cuatro primeros (cap. I al IV) a presentarnos a Pablo el ciudadano romano. Sitúa al lector en el contexto histórico, político y social de los judíos de la diáspora bajo el dominio romano, describe la ciudad de Tarso donde nació el futuro apóstol, su entorno helenista y su “derecho de ciudadanía romana”, que jugaría un papel importante en el desarrollo de su futuro ministerio.

En contrapartida, los siguientes (cap. V al VI), debaten el Saulo o Saúl judío, “hebreo de hebreos”. Su ascendencia, su educación en el seno de una familia religiosa y practicante de la Ley, y su formación en Jerusalén, a los pies de Gamaliel, en la escuela de los fariseos, cuyas líneas de pensamiento y conducta describe con la mayor amplitud.

Los capítulos del siete al diez, van dedicados (cap. VII al X) a su conversión. Sintetiza, en primer lugar, el hecho histórico al que Pablo se refiere como el “Camino”, a saber, la resurrección de Cristo y los inicios de la comunidad cristiana de Jerusalén; analiza la cristología primitiva, la reacción de los fariseos, el martirio de Esteban y el Pablo perseguidor de la Iglesia, para llegar su conversión y su estancia en Damasco. Sin olvidar detalle alguno, como el debate acerca de ¿por qué y a qué fue Pablo a Arabia después de su conversión? Sigue después con la visita de Pablo a Jerusalén, su contacto con Pedro y Jacobo y el inicio de su ministerio. Planteando, en este punto, un tema crucial: ¿Tradición o revelación? Y debatiendo las implicaciones de las afirmaciónes de Pablo en Gá.1:12, y otros pasajes, en el sentido de que no había recibido el evangelio de hombre alguno sino directamente por revelación de Jesucristo.

Entrando ya de lleno en el Pablo teólogo, analiza su concepto del Jesús histórico (cap. XI) abundando en el debate sobre 2 Co. 5:16, acerca de cómo conoció Pablo a Jesús “según la carne”. Y continúa con la visión paulina del Cristo exaltado (cap. XII), para finalizar con la concepción del apóstol con respecto al Espíritu.

Y a partir de aquí, se centra plenamente en el Pablo misionero. Su regreso al mundo helenista, sus viajes y su ministerio (cap. XIII al XXXI). Pero no se limita a una simple descripción de lugares y hechos, sino que entrecruza y enlaza cada acontecimiento con las cartas del apóstol, su visión eclesiológica, sus concepciones doctrinales, y sus reacciones y experiencias personales. Conduce al lector hasta los recovecos más profundos del alma del apóstol, como pueda ser el Pablo místico, su debatida y controversial experiencia de éxtasis espiritual en el período comprendido entre su regreso a Tarso y su llamado a Antioquia y descrita en 2 Co. 12:2-10. Cada situación particular en la vida del apóstol y cada faceta de su carácter: como el Pablo indignado de Antioquia, enfrentándose a Pedro; el Pablo apologista de Atenas, arengando a los filósofos; el Pablo pastor de Corinto, poniendo en orden la iglesia; o el Pablo predicador de Éfeso, enfrentándose a la idolatría; se debate con el mayor detalle. Y se completa con numerosos capítulos monográficos como: Pablo y la Ley; Carne y Espíritu; el Bautismo y la Santa Cena; Pablo y la vida venidera; Principados y potestades; así como otros, también monográficos, dedicados a sus escritos: como la carta a los Efesios, que presenta como la quintaesencia del pensamiento paulino o la carta a Filemón, que utiliza para presentarnos al Pablo político y sociólogo.

Como es de suponer, dedica los capítulos finales (cap. XXXII al XXXVII) al viaje y estancia de Pablo en Roma; las cartas escritas desde la prisión y su autenticidad, así como los últimos días del apóstol en la capital del imperio según la historia y la tradición. Concluye (cap. XXXVIII) con un resumen del pensamiento paulino y su perdurable influencia en el pensamiento cristiano, desde Agustín, pasando por Lutero y Wesley, hasta Karl Barth.

Un libró distinto, único en su género, tanto por su enfoque y extensión como por naturaleza y calidad de su contenido. Que se completa, como no podría ser menos, con un amplio aparato de notas a pie de página y todo tipo de herramientas para el estudio: Tablas cronológicas, amplia bibliografía, así como una impresionante gama de índices diversos: de personas, de lugares, de temas, de autores clásicos y obras citadas, textos apócrifos judíos y seudoepigrárficos, y en especial, de citas y referencias bíblicas, que lo transforman en una obra de referencia de gran utilidad.

Académico, pero escrito en un lenguaje accesible a cualquier lector. Aporta valiosas fuentes de información y comentario adicional para un estudio exhaustivo del libro de Hechos y las epístolas paulinas en su contexto histórico, social, religioso y cultural. Esa es la principal aportación de Bruce: situarnos en el trasfondo en el que Pablo escribió, para ayudarnos a entender lo que escribió, y porqué lo escribió.